El TSJA ratifica una condena con un marroquí por agredir sexualmente a una menor en La Ribera
Tribunales
Typography
0
0
0
s2smodern

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha confirmado hoy una condena de tres años y cuatro meses de prisión para un marroquí, identificado como Ali A., de 52 años, por agresión sexual a una menor en la playa de la Ribera.

La Sección de Apelación de la Sala de lo Civil y Penal del TSJA ha desestimado hoy el recurso de apelación interpuesto por la defensa del acusado Ali A. contra la sentencia dictada el 1 de diciembre de 2020 por la Audiencia Provincial de Cádiz en Ceuta por la que fue condenado por agredir sexualmente a una menor en La Ribera, confirmando íntegramente dicha resolución.

El hombre fue condenado a prisión por ser considerado como autor criminalmente responsable de un delito de agresión sexual a una menor de 13 años en el mes de agosto del año 2019 en la playa de la Ribera.

Además, el tribunal le impuso una orden de alejamiento por la cual se prohíbe acercarse e menos 100 metros a la víctima o comunicarse con ella de cualquier modo durante 10 años y a pagarle una indemnización de 6.000 euros por los daños causados.

Por su condición de extranjero, Ali A. será expulsado del territorio nacional una vez cumplidas las dos terceras partes de la pena de prisión, acceda al tercer grado o se le conceda la condicional, con la prohibición de regresar a España durante 10 años.

El juicio se llevó a cabo el pasado 24 de noviembre en la sala de la Audiencia Provincial de Cádiz en Ceuta e inicialmente se le pedía al acusado una pena de 5 años de prisión y una indemnización a la víctima de 10.000 euros, que finalmente se ha visto reducida en la sentencia.

Los hechos ocurrieron en la tarde del 19 de agosto del año pasado, cuando, según testificaron los padres de la menor durante la vista oral, el hombre agarró a la niña que estaba jugando en la playa "mientras estaba erecto con intención de llevársela".

La familia se encontraba pasando un día en la playa de la Ribera cuando empezaron a escuchar sus gritos de la menor diciendo que se la querían llevar.

En ese momento, los padres salieron corriendo y vieron como el acusado la agarraba del brazo con intención de llevársela.

El condenado le dijo a la niña que se fuera con él a Marruecos y que le diera su número de teléfono móvil, según recogía el escrito de acusación.

Una vez los padres salvaron a la niña de las manos del hombre, llamaron al 112 y los policías se personaron en el lugar, llevándose detenido al agresor.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio
Ceuta, Jueves 02 de Diciembre del 2021

Publicidad

cartel vacúnate

POLICIA NACIONALOPOSICIÓN JUSTICIA

CSIF 2021