Opinión
Typography
0
0
0
s2smodern

Con más de trescientos años de historia, el Regimiento Mixto de Artillería nº 30 es una Unidad moderna comprometida con la sociedad ceutí y con su misión principal, que compagina su preparación con las acciones contra la pandemia que comenzaron con la operación “Balmis” y continúan con la Operación “Misión Baluarte”

Coincidiendo con la conmemoración del 2 de mayo, fecha en la que todas las unidades de Artillería recuerdan la gesta de 1808 contra las tropas napoleónicas homenajeando a los capitanes de Artillería Daoiz y Velarde, héroes de tan gloriosa hazaña, en la que también participó de forma heroica el teniente ceutí Jacinto Ruiz y Mendoza; el Regimiento Mixto de Artillería Nº 30 celebra el 311 aniversario de su creación.

Vinculado a Ceuta desde sus orígenes, el RAMIX

30 es una Unidad que siempre ha mantenido como misión principal la defensa por tierra, mar y aire de la ciudad y la seguridad de sus ciudadanos; poniendo con ello de manifiesto, junto con el resto de unidades de la Comandancia General de Ceuta, su firme compromiso con la sociedad ceutí, quien en definitiva constituye la razón de ser de su existencia.

Desde el pasado año, dada la adversa situación en la que nos encontramos con motivo del COVID-19, el RAMIX 30 ha estado involucrado en las actividades que está llevando la Comandancia General de Ceuta en apoyo a la sociedad y que tienen por finalidad combatir la pandemia y preservar la seguridad y el bienestar de los ciudadanos.

ramix 1

Del RAMIX 30 cabría citar su carácter expedicionario materializado tanto en las ubicaciones y asentamientos ocupados en el Norte de África, como en su participación en operaciones y conflictos en otras regiones geográficas materializadas por algunos componentes del regimiento en la guerra de Filipinas de 1898 o más recientemente en distintos escenarios tales como Bosnia, Kosovo, Congo, Afganistán, Mali, Irak y Turquía.

Hoy en día, el RAMIX 30, encuadrado en la Comandancia General de Ceuta (COMGECEU), tras sus 311 años de historia, leal como siempre al firme compromiso con su misión principal, es una unidad moderna, inmersa en un proceso de continua adaptación en cuanto a sus materiales, procedimientos de actuación y estilo de mando, para anticiparse a las cambiantes circunstancias del entorno y actuar con eficacia ante la incertidumbre que conlleva la velocidad en que hoy en día se suceden los acontecimientos.   Consecuente con el compromiso que conlleva su ubicación geográfica, de forma subsidiaria a su misión principal, se encuentra en constante disponibilidad para llevar a cabo tareas de apoyo a las Autoridades Civiles, reforzando a FCSE o realizando cualquier otro cometido que en este contexto se le pueda encomendar como pone de manifiesto la pasada contribución del RAMIX 30 a la Operación “Balmis” y actual cooperación que se viene desarrollando en el marco de la Operación “Misión Baluarte” para controlar la expansión del coronavirus (COVID -19), mediante los rastreadores y otras acciones.

BREVE RESUMEN DEL HISTORIAL DEL RAMIX 30

El Regimiento Mixto de Artillería Nº 30, heredero del Regimiento Real de Artillería creado el 2 de mayo de 1710, es el Regimiento más antiguo del Arma de Artillería, habiendo llevado a gala durante muchos años el ser además el Regimiento más completo y más complejo del arma.

La Artillería en Ceuta podría ser considerada como uno de los elementos vertebradores de su historia desde que en 1415 Don Pedro de Meneses fuera nombrado primer gobernador, tras la conquista portuguesa de la plaza.

Desde los primeros años de la dominación lusitana, la Artillería de Ceuta estuvo organizada en las dos grandes ramas mantenidas después a través de los siglos: Arma y el Servicio. La artillería combatiente no estaba organizada en unidades básicas tipo batería o similar, sino que se encontraba distribuida en fortificaciones (murallas, baluartes, puertas,…) atendiendo más al peligro enemigo que a una distribución orgánica de sus unidades. Todo este heterogéneo material desplegado era servido por bombarderos y cuadrillas de mozos que estaban distribuidos por el bombardero mayor.

Por su parte, el Servicio estaba constituido por un almacén central o casa de la pólvora en la que se guardaba todo el armamento, material y municiones no asignadas al personal de la guarnición y se llevaban a cabo la fabricación de municiones, refinado de la pólvora y reparación del armamento y material; siendo el Almojarife de municiones el jefe de este parque.

Tanto el cargo de bombardero mayor como el de almojarife de municiones en la mayoría de los casos eran cargos familiares y hereditarios.

A finales del Siglo XVII, con motivo del auge de las minas, se incrementa la Artillería de la plaza con la creación en 1698 de una compañía de minadores. Una compañía que tendría un gran auge durante el “gran asedio” (1694 – 1727) que sufrió la ciudad durante treinta años por las fuerzas del sultán Muley Ismael.

En esta situación, e inmersos los territorios hispánicos en las postrimerías de la Guerra de Sucesión por la que las tropas anglo-neerlandesas conquistaron Gibraltar, el 2 de Mayo de 1710 se crea el Regimiento Real de Artillería. Dicho Regimiento se formó con tres Batallones, el de Aragón, el de Extremadura y el de Andalucía. A este último Batallón, el número 3, se incorporó la Artillería de Ceuta formada entonces por las dos compañías antes citadas, la de artilleros y la de minadores.

Por su parte, en la misma ordenanza por la que se creaba el Regimiento Real de Artillería se disponía que cada Batallón tuviera su Bandera, siendo la del primer Batallón de color blanco, denominada coronela; y el resto, denominadas sencillas, de color azul, color característico de las tropas de la Casa Real. En todas ellas figuraría la cruz de Borgoña coronada y algunos atributos del Arma.

A mediados del Siglo XVIII se crea en Ceuta una Comandancia de Artillería que aglutina toda la artillería de la Plaza, quedando desgajada así del tercer Batallón de Artillería.

ramix 2

Después del gran asedio de Muley Ismael, Al Yazid, en 1790, también sitió Ceuta con una fuerza de 20.000 hombres. Un sitio que se limitó a intercambios artilleros por ambas partes y al que resistió Ceuta gracias a la eficacia de su Artillería y a sus fortificaciones. Durante esta época es de destacar que el entonces subteniente Luis Daoiz y Torres participó en la defensa de Ceuta al mando de su Batería. Así se llegaría hasta 1799 en que se firma la paz en Mequinés.

Poco antes de la Guerra de la independencia, se crea en Ceuta una nueva Compañía de Artilleros y se segrega la de Minadores, pasando a integrarse en el nuevo Cuerpo de Ingenieros. Por su parte, las dos compañías de Artillería forman una Brigada fija de Artillería subordinada a la Comandancia de Artillería de Ceuta. Entonces la Plaza contaría con 220 piezas, ostentando el cuarto lugar de España en cuanto a volumen de artillería, por detrás de Cádiz, Barcelona y La Coruña.

A mediados del Siglo XIX, en 1848 la Brigada fija de Ceuta pasaría a denominarse Brigada fija de África y posteriormente en 1859 quedaría constituida como Batallón fijo de Artillería nº 4, quedando integrado por seis Compañías y dependiente de la Comandancia de Artillería de Ceuta.

Posteriormente, tras el conflicto en el Norte de África, en 1864, el 4º Batallón de Ceuta junto con el 2º de Málaga se fusionan pasando a depender ambos del 7º Regimiento de Artillería a pie y que posteriormente tomaría el nombre de 5º Regimiento de Artillería a pie.

Tras ser disuelto el 5º Regimiento en 1867, y quedar las compañías de Ceuta con el mínimo imprescindible para la custodia del material, en 1883 se recrea el 9ª Batallón de Artillería a pie de Ceuta, que un año después

pasará a ser el tercer Batallón de Artillería de la plaza y en 1900 pasará a nombrarse Batallón de Artillería de la plaza de Ceuta, comenzando entonces la Proliferación de la Artillería de grueso calibre para la defensa del litoral español.

En 1904, el Batallón de Artillería de la Plaza vuelve a cambiar su denominación por el de Tropas de Artillería de la Plaza de Ceuta, recibiendo agregada una Batería de Montaña desde el campo de Gibraltar. Posteriormente en 1909, se reorganizan las tropas artilleras y se funda el Grupo Mixto compuesto por una Batería montada y una Batería de montaña, pasando inicialmente a denominarse en 1910 el Regimiento Mixto de Artillería de Ceuta, posteriormente Regimiento de Artillería de Montaña de Ceuta en 1923 y, de nuevo en 1925, Regimiento Mixto de Artillería de Ceuta. En 1927, tras la reducción plantillas en el protectorado y plazas de soberanía, el Regimiento Mixto se convierte en Agrupación de Artillería de Campaña con dos Grupos de Campaña.

Con las reorganizaciones del Ejército y de la Artillería llevadas a cabo durante la II República, se organiza en África la circunscripción occidental que comprendía las tropas y Servicios de Ceuta, Tetuán y Larache, que posteriormente pasaría a denominarse Agrupación de Artillería de Ceuta.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio
Ceuta, Jueves 06 de Mayo del 2021

Publicidad