Encuesta 10N

¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Contacto

Contactos:

"La Verdad de Ceuta" es un diario digital independiente, objetivo, plural y abierto para que el pueblo de Ceuta pueda expresar libremente lo que desee.

Fundado el 7 de Junio de  2.011

Dirección postal:

        FEDEMAR CEUTA, S.L.

Balcón de La Dorada, 33
Poblado Marinero
51001 Ceuta (España)

Teléfonos:

Telf: (+34) 956 511894

Horario: De 19,30 a 13,30 y de 16,30 a 20,30 horas

Información:

Identidad

LA VERDAD DE CEUTA es un diario digital español, sobre todo de ámbito local, que nace el día 07 de junio de 2.011.
Es un medio independiente, objetivo, plural y abierto. Que no pertenece a ningún grupo político o mediático y que se fundamenta en la pluralidad de ideas y opiniones, y en la apertura a la participación ciudadana.

Compromiso

LA VERDAD DE CEUTA cree firmemente en la libertad de expresión y en el derecho a la información como principios fundamentales de la democracia.

Contactos electrónicos:

direccion@laverdaddeceuta.com

Notas de prensa.

Las cartas al director deben estar firmadas con nombre, apellidos y D.N.I., disponer de una redacción y ortografía correctas.

local@laverdaddeceuta.com

Utilice esta dirección para remitirnos sus comentarios sobre la actualidad política y social en la ciudad, en su barriada, etc.

deportes@laverdaddeceuta.com

publicidad@laverdaddeceuta.com

Para temas relacionados con el Departamento de Publicidad (insertar anuncios, etc.) de este diario digital, envíenos sus datos y el personal encargado del mismo se pondrá en contacto usted a la mayor brevedad posible.

Sistema de envíos para cartas al director, notas de prensa, actualidad local, deportes, publicidad, etc.

Para las cartas al director es necesario anotar el D.N.I.
 
 
POLÍTICA DE COOKIES:
 

Esta página web, al igual que la mayoría de páginas web, usa cookies para mejorar la experiencia del usuario. A continuación encontrará información sobre qué son las cookies, qué tipo de cookies utiliza este portal, cómo puede desactivar las cookies en su navegador y cómo desactivar específicamente la instalación de cookies de terceros. Si no encuentra la información específica que usted está buscando, por favor diríjase a direccion@laverdaddeceuta.com

¿Qué son las cookies?

Las cookies son pequeños archivos que algunas plataformas, como las páginas web, pueden instalar en su ordenador, smartphone, tableta o televisión conectada. Sus funciones pueden ser muy variadas: almacenar sus preferencias de navegación, recopilar información estadística, permitir ciertas funcionalidades técnicas, etcétera. En ocasiones, las cookies se utilizan para almacenar información básica sobre los hábitos de navegación del usuario o de su equipo, hasta el punto, según los casos, de poder reconocerlo.

¿Por qué son importantes?

Las cookies son útiles por varios motivos. Desde un punto de vista técnico, permiten que las páginas web funcionen de forma más ágil y adaptada a sus preferencias, como por ejemplo almacenar su idioma o la moneda de su país. Además, ayudan a los responsables de los sitios web a mejorar los servicios que ofrecen, gracias a la información estadística que recogen a través de ellas. Finalmente, sirven para hacer más eficiente la publicidad que le mostramos, gracias a la cual le podemos ofrecer servicios de forma gratuita.

¿Cómo utilizamos las cookies?

Navegar por este portal supone que se puedan instalar los siguientes tipos de cookies:

Cookies de mejora del rendimiento

Este tipo de cookies conserva sus preferencias para ciertas herramientas o servicios para que no tenga que reconfigurarlos cada vez que visita nuestro portal y, en algunos casos, pueden ser aportadas por terceros. Algunos ejemplos son: volumen de los reproductores audiovisuales, preferencias de ordenación de artículos o velocidades de reproducción de vídeo compatibles. En el caso de comercio electrónico, permiten mantener información sobre su cesta de la compra.

Cookies de análisis estadístico

Son aquellas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, permiten cuantificar el número de visitantes y analizar estadísticamente la utilización que hacen los usuarios de nuestros servicios. Gracias a ello podemos estudiar la navegación por nuestra página web, y mejorar así la oferta de productos o servicios que ofrecemos.

Cookies de geolocalización

Estas cookies son usadas por programas que intentan localizar geográficamente la situación del ordenador, smartphone, tableta o televisión conectada, para de manera totalmente anónima ofrecerle contenidos y servicios más adecuados.

Cookies de registro

Cuando usted se registra en nuestro portal, se generan cookies que le identifican como usuario registrado e indican cuándo usted se ha identificado en el portal.
Estas cookies son utilizadas para identificar su cuenta de usuario y sus servicios asociados. Estas cookies se mantienen mientras usted no abandone la cuenta, cierre el navegador o apague el dispositivo.
Estas cookies pueden ser utilizadas en combinación con datos analíticos para identificar de manera individual sus preferencias en nuestro portal.

Cookies publicitarias

Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, permiten gestionar eficazmente los espacios publicitarios de nuestro sitio web, adecuando el contenido del anuncio al contenido del servicio solicitado o al uso que realice de nuestra página web. Gracias a ella podemos conocer sus hábitos de navegación en internet y mostrarle publicidad relacionada con su perfil de navegación.

Otras cookies de terceros

En algunas de nuestras páginas se pueden instalar cookies de terceros que permitan gestionar y mejorar los servicios que éstos ofrecen. Un ejemplo de este uso son los enlaces a las redes sociales que permiten compartir nuestros contenidos.

¿Cómo puedo configurar mis preferencias?

Puede permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones de su navegador de internet. En el caso en que las bloquee, es posible que ciertos servicios que necesitan su uso no estén disponibles para usted.
A continuación le ofrecemos enlaces en los que encontrará información sobre cómo puede activar sus preferencias en los principales navegadores:

Google Chrome

Mozilla Firefox

Internet Explorer

Safari

Safari para IOS (iPhone, iPad)

Cookies Flash

Finalmente, puede usted dirigirse al portal Your Online Choices dónde además de encontrar información útil, podrá configurar, proveedor por proveedor, sus preferencias sobre las cookies publicitarias de terceros.

Si desea contactar con nosotros respecto nuestra política de cookies, puede hacerlo en direccion@laverdaddeceuta.com

Cartas al Director
Typography
0
0
0
s2smodern

Estamos asistiendo a un fenómeno que se ha disparado en los últimos tiempos: la desbordante cifra sobre las continuas conductas violentas que se dan dentro de nuestro ámbito sanitario.

Especialmente a nivel local, cuando la semana pasada tres de nuestros compañeros médicos sufrieron amenazas graves e insultos y ayer por la tarde una de las doctoras agredidas se ha visto obligada a revivir la desagradable experiencia de tener que volver a visitar la Comisaría de Policía para interponer una nueva denuncia contra un familiar del agresor condenado, al ver su nombre y su profesión mancillados y vejados en las redes sociales. 

Es importante reconceptualizar el término, no hay que seguir hablando de agresiones sanitarias hay que hablar de violencia sanitaria, tal como se hace de otros fenómenos violentos que se dan en otros ámbitos sociales. El reto de erradicarla debe de ser de todos,  aunque la máxima responsabilidad es de la Administración,  y la tolerancia también debe de ser cero. A todos nos compromete, y sobretodo al Sindicato Médico de Ceuta integrado en la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos de España, visibilizar  y denunciar  un tipo de violencia que desafía cualquier racionalidad, y lanzar  un SOS para alertar socialmente sobre un tipo de violencia que daña el pilar principal de nuestro Estado del Bienestar, que es la Salud y los profesionales que se encargan de su cuidado. Cuando se agrede física o psicológicamente a un profesional  se está dañando un valor social y se está perjudicando  a todos. La violencia sanitaria  quiebra el ADN del buen quehacer médico que es la relación médico-paciente. Los medios de comunicación y las redes sociales deberían ser claves para aislar y estigmatizar al agresor, para dar apoyo moral al profesional agredido y para exigir a la administración sanitaria, que hay que hacer otras intervenciones  y  poner más medios ante este nuevo cáncer social que es la violencia sanitaria.

 Urge cambiar el chip, revisar pormenorizadamente  y actualizar los protocolos contra las agresiones a sanitarios y sobre todo dedicarle el presupuesto que toca. Este es el auténtico barómetro del compromiso de la Administración contra la violencia sanitaria: los recursos que destina para combatirla. Basta de lamentos, quejorrea, retórica y bla, bla, bla. Es la Administración quien tiene la obligación de proveer seguridad a sus trabajadores y al 99% de los usuarios. No basta sólo con la condena y el apoyo moral. ¿Cuál es la partida presupuestaria del INGESA para  prevenir y restringir la violencia sanitaria que sufren sus profesionales? ¿Cuántas campañas de sensibilización se han hecho sobre la violencia sanitaria? ¿Cuantos cursos de formación sobre cómo actuar ante situaciones de riesgo se han realizado? ¿Dónde están los arcos de detección de metales como existen en otros organismos públicos? ¿Cuántas veces se ha presentado el INGESA como acusación popular en defensa de sus profesionales agredidos? Demasiadas preguntas sin respuesta en una ciudad que ostenta el triste record de estar en los puestos altos del ranking nacional de violencia sanitaria.

 Dar noticias sobre las continuas y reiteradas agresiones sanitarias salen en todos los periódicos cuando son de tipo físico,  pero no salen nunca (o muy pocas veces) las diferentes formas de maltrato psicológico que son el pan nuestro de cada día  y que son invisibles porque ni se notifican ni se denuncian. Salen gratis.  “Ya nos hemos acostumbrado “, dicen los profesionales, cuyo hartazgo les lleva no denunciar las frecuentes vejaciones, insultos, menosprecios y cualquier trato indigno que reciben de algunos usuarios con alto grado de exigencia y poca tolerancia a la frustración,  que se hacen acreedores de todos sus derechos pero que son anoréxicos en cuanto a sus deberes. 

No queremos pecar de apocalípticos ni de agoreros pero sí anticipamos que en futuro no muy lejano todos lamentaremos ,y algunos nos sublevaremos, ante la trágica noticia de la muerte de un médico u otro profesional agredido por un paciente en nuestro país. Es la crónica de una muerte anunciada. Aceptemos la realidad: es desolador, pero el ámbito sanitario es un escenario de alto riesgo de agresión.

 Es triste, descorazonador y muy irresponsable, el acostumbramiento ante las recurrentes agresiones así como la respuesta estereotipada, crónica y clónica de la Administración sanitaria. Hay que luchar, todos juntos, contra la normalización de este tipo de violencia. Es una tarea que nos compromete a todos. Por eso es muy importante que todos los medios de comunicación dediquen páginas contra la violencia sanitaria y que las redes sociales censuren este grave fenómeno. Es necesario hacer mucho más, ser mucho más pro-activos y sobre todo dedicar muchos más recursos a la prevención y a la adopción de medidas de seguridad activa y de penalización, disuasorias frente a los agresores de aquellos profesionales que se dedican al principal bien colectivo, que es la Salud. 

No estamos haciendo lo suficiente para prevenir y frenar la tendencia progresiva del fenómeno violento tanto en su vertiente psicológica (muy frecuente y escasamente denunciada) como física. Los profesionales deben mentalizarse que no denunciar las vejaciones e insultos que constituyen el maltrato indigno, a pesar del esfuerzo que supone, es un grave error, pues esto distorsiona la dimensión real del problema.  Por eso las cifras no son reales y tienen un gran sesgo. Es un fenómeno iceberg. Es imprescindible utilizar  los protocolos existentes para notificar  situaciones  de riesgo potencial en su trabajo diario, ya que hemos comprobado que los datos estadísticos de denuncias de agresiones a profesionales sanitarios se encuentran por  debajo de la realidad.  En este sentido, tenemos que concienciarnos de que es un problema que hay que cortarlo de raíz y cuanto antes, aunque sea una “simple” amenaza o maltrato verbal (de las que hay muchas en los centros de salud y especialmente en los servicios de admisión). 

La violencia sanitaria es debida a múltiples factores pero hay que enfatizar que la Administración debe de generar espacios de interacción cálidos y humanizadores en el que se reduzcan los malentendidos, encontronazos y desencuentros. Es la Administración  la responsable de la gestión de elementos asistenciales distorsionadores, que son la gasolina de la violencia sanitaria: sobrecarga asistencial, escasez de recursos, alta ratio de tarjetas sanitarias en Atención Primaria, Urgencias desbordadas, carencia de sustitutos, aumento de listas de espera, priorización de la Administración de la  asimetría de derechos de los pacientes sobre sus deberes, ... Estamos hartos de la retórica y de la quejorrea recurrente de la Administración que debe de asumir otras estrategias mucho más fértiles. La presencia de más personal de seguridad en los centros de Atención Primaria, como ocurre en los hospitales, es una de las medidas urgentes que reclamamos. De este modo, se pueden evitar  o disuadir episodios graves.  Resulta obvio que mientras un centro de salud esté abierto, tiene que haber un guardia de seguridad. Además debería existir orden de alejamiento inmediata del agresor, que debería de ser atendido en otro centro de salud lo más alejado posible del suyo.

Nosotros lo tenemos claro: contra la Violencia Sanitaria, Tolerancia Cero.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio
Ceuta, Martes 22 de Octubre del 2019
Sin título 2
facebook twitter

Publicidad

casa sanchez

Centro Global 2