Cartas al Director
Typography
0
0
0
s2sdefault

La Atención Temprana (AT) es el “conjunto de intervenciones, dirigidas a la población infantil de 0 a 6 años, a la familia y al entorno, que tienen por objetivo dar respuesta lo más pronto posible a las necesidades transitorias o permanentes que presentan los niños/as con trastornos en su desarrollo o que tienen el riesgo de padecerlos. Estas intervenciones, que deben considerar la globalidad del niño/a, han de ser planificadas por un equipo de profesionales de orientación interdisciplinar.

El principal objetivo de la AT es que los niños/as que presentan, o tienen riesgo de padecer, trastornos en algún área de su desarrollo reciban un apoyo global en las áreas bio-psico-social, en una línea tanto preventiva como asistencial con el fin de potenciar su desarrollo, autonomía y bienestar, logrando la máxima inclusión en su medio familiar y social.

En general, la AT debe encaminarse a cumplir los siguientes principios:

Los servicios deben estar centrados en la familia y ser sensibles a las diferencias culturales y lingüísticas.

Los servicios deben ir encaminados al desarrollo de apoyos y a la promoción de la participación de los niños/as en sus entornos naturales.

Los servicios deben estar integrados, coordinados y basados en un trabajo en equipo, en el que el papel del logopeda resulta imprescindible.

Los servicios se deben basar siempre en las evidencias científicas disponibles de más alta calidad.

Especificando aún más los objetivos principales de la AT, podemos decir que son:

Reducir los efectos de una deficiencia, déficit o riesgo de que un niño/a pueda padecerlo a nivel global.

Optimizar el desarrollo del niño/a dentro de las posibilidades, potenciales y limitaciones en las que se encuentre.

Incluir los mecanismos compensatorios necesarios, eliminando barreras y adaptándose a las necesidades concretas de cada caso.

Reducir o evitar los efectos o déficits secundarios-asociados por un trastorno o situación de riesgo.

Atender las demandas y necesidades que pueda tener la familia y el entorno del niño/a.

Entender al niño/a como sujeto activo de la intervención.

LA FIGURA DEL LOGOPEDA EN EL MARCO DE LA LEY DE DEPENDENCIA-ATENCIÓN TEMPRANA

La Intervención Logopédica debe estar dirigida a los niños/as de 0 a 6 años que presentan dificultades en la comunicación y el desarrollo del lenguaje, tanto comprensivo como expresivo, con el objetivo de lograr un desarrollo global de la comunicación a través de la estimulación y enseñanza de códigos comunicativos adaptados a la edad y posibilidades de cada niño/a.

Los Roles del Logopeda en la AT en colaboración con las familias, con los cuidadores del niño/a y con otros profesionales son:

Prevención de los trastornos de la comunicación, la deglución y la alimentación.

Detección, evaluación y diagnóstico logopédico de dichos trastornos.

Planificación, implementación y seguimiento de la intervención logopédica.

Asesoramiento y formación a los miembros del equipo, incluyendo a las familias y a otros profesionales.

Coordinación de servicios.

Planificación de la transición de la familia a otras etapas.

Defensa y promoción de la Atención Temprana.

Implicación en la conciencia social y en el desarrollo de conocimientos sobre AT.

Por lo tanto, para poner en relieve los Roles del Logopeda en la Atención Temprana, la Delegada de Ceuta del Colegio Oficial de Logopedas de Andalucía, Wafa Abdelkrim Hamadi, toma como ejemplo al Equipo Multidisciplinar FAMPA 4 CULTURAS, un equipo que cuenta con el Logopeda trabajando con profesionales de la Psicóloga, Neuropsicología, Integración social y Educación Social dedicados a “dar vida a varios proyectos de la ciudad, como son el Programa de Estimulación Temprana de 0 a 3 años que aborda la intervención en el área Cognitiva, del Lenguaje y Psicomotora del alumnado que presente alguna discapacidad física, psíquica, sensorial o con problemas de neurodesarrollo, madurativos o de adaptación así como asesoramiento, apoyo y acompañamiento a las familias y profesionales en las escuelas del primer ciclo de educación infantil públicas de la Consejería de Educación y Cultura; Escuela Infantil “La Pecera”, “Juan Carlos I” y “Nª Señora de África” y el Programa de Escuela de Familias formativo-preventivo que busca a través de cursos, talleres, charlas y coloquios sobre temas socio-psicopedagógicos fomentar la participación de la familia, ofrecer conocimientos aplicados, poner en común las dudas, resolver cuestiones, así como ofrecer un servicio de asesoramiento individualizado a aquellas familias que los demanden para prevenir o paliar disfunciones que pongan a los menores en situación de riesgo social”. Son programas de gran interés y muy necesarios en nuestra ciudad.

En el mes de marzo, un mes destacado para los Logopedas, tanto la Delegada Wafa Abdelkrim Hamadi como la Colegiada Susana Morales Murillo tuvieron el placer de conocer el funcionamiento del servicio en su totalidad de la mano de la Coordinadora del Equipo Multidisciplinar Sofía Ortega Rosado y el trabajo que desempeña en ambos programas la Logopeda del equipo Almudena Hernández Fernández junto al resto de profesionales.

Desde la Delegación felicitamos el gran trabajo que realiza el Equipo Multidisciplinar FAMPA 4 CULTURAS en la ciudad y recalcamos que el Logopeda, profesional sanitario, es de vital importancia en la Atención Temprana, con el fin de mejorar la atención de los niños/as entre los 0 y 6 años, con alteraciones en el desarrollo o riesgo de padecerlos.

0
0
0
s2sdefault
Joomla SEF URLs by Artio

Banner Lateral Redes

Ceuta, Miercoles 17 de Abril del 2024

Anuncio AACL

Publicidad