pluma21
Opinión
Typography
0
0
0
s2smodern

Perfíl humano

Siempre se ha dicho desde que el mundo es mundo que cuando hay un abuso de confianza y se tutea... se dice cuando he comido yo contigo o donde compartimos mesa y mantel.

Aún así siempre guardando las distancias por el respeto en la edad, el cargo, la jerarquía o el escalafón aunque lo pidiera el correspondido o señalado... uno veía a ciertas personas como algo inalcanzable y seguía hablando con respeto y DE USTED.

Siempre recuerda uno en los cines y matinales que al pasar por los asientos y butacas y uno no sabía "donde poner el huevo" escuchaba la voz de algún amigo o compañero de clase que te dijera, Javier sientate aquí con nosotros y por lo menos sentías el alivio y el detalle que te habían visto pasar y te llamaban para por lo menos esa empatía y confianza, en los prolegómenos de la pelicula estar departiendo unos minutos.

De aquellos momentos donde se cimentan las bases de unos modales y una educación ya se daba paso a los paseos y compadreos de la mili, donde se hacía piña  para salir al paseo, al café, al cine y de paso a la discoteca de turno.

Y mira por donde con una distancia de treinta años... traigo dos comparaciones un tanto paradójicas y extrañas, y a veces ya se mezcla es desprecio por un lado y seguidamente la falta de respeto.

En mis tiempos en Madrid las buenas nuevas y los peloteos hicieron que yo al paso del tiempo ya no partiera peras con el resto del personal y fuera calando a todo quisqui y por tanto ya no estaba yo para rendir honores ni cuentas a muchos y muchas de las reuniones y cosas y el "cuadro de honor" yo sabía a quien tenía puesto y a quien no.

Y claro llegó la comida dominical, si aquella donde se reunía toda la pandilla y se habían repartido los asientos, para compartir mesas y manteles, yo venía del Rastro y allá que me fuí acercando a la mesa donde estabamos la "gente joven" y de repente empecé a oír.. ¡ocupada, aquí está fulano, aquí está menganita, y va a venir Puri o puti!...

Yo me busque un asiento por allá a lo lejos y mirando las manecillas del reloj a que aquello pasara pronto, y ya tenía amigas bellas para luego dar un paseo y amenizar la tarde.

Aquella historia de la complejidad humana, de la que te recibe con los brazos abiertos y casi luego te crucifican... es el ejemplo que la novedad, o la escoba nueva barre muy bien los primeros días, o esa de "como el sol, cuanto más lejos mejor".

Hace un par de semanas, sentí el mismo escalofrío y casi la misma historia y quizá por el desonocimiento o por algún cuchillo guardado en la bocamanga, ya me lo confirmó un amigo que veía la escena... y me lo dijo a los pocos días, Javier te vi DESPLAZADO... y me dije coño no estoy loco si usted lo estaba viendo.

Y al ocupar el asiento para eso de la mesa y mantel, ya empecé a oir, aquello de ¡OCUPADO, FULANO, MENGANO! y tras mirar el resto de lugares y comensales, ya no estaba en Madrid, ni tenía los 17 años de entonces, ya me pesan más los huevos y le dije al maestro de ceremonias... mira FULANO me marcho a mi casa.

A veces unas papas con huevo, en el silencio de una mesa recogida y el telediario ya casi terminando es mejor que un desprecio, un sinsentido, un falserío o cobrarme faenas pendientes sin venir a que.

Siempre podré pensar que donde no le quieren a uno... para que buscar una mesa DONDE NO HAY CORTESIA.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio
Ceuta, Viernes 17 de Septiembre del 2021

Publicidad

cartel vacúnate