Mi Rincón
Typography
0
0
0
s2smodern

El portavoz del Gobierno local, Alberto Gaitán, ponía de manifiesto este lunes la preocupación existente en el Gobierno autonómico por los botellones, sobre todo a raíz del vídeo difundido este fin de semana por la realización de un botellón en la zona de la Plaza de la estatua de Al Idrissi.

Alberto Gaitán ha dejado claro que no se trata de un asunto “exclusivo de Ceuta ya que es una práctica que se está produciendo en toda España pero, en cualquier caso, no es una excusa y estamos poniendo los medios para evitar estos botellones”.

El portavoz ha afirmado que hay órdenes en la Policía Local para extremar la vigilancia y control de los botellones y ha advertido que las sanciones mínimas tienen un coste de 350 euros.

Como respuesta quizás era la esperada por todos, pero hay una cuestión más esencial y que deja en evidencia la cierta pasividad que existe en el Gobierno local ante los botellones, ya que no es de recibo, pese a que se cierren y se precinten posibles áreas de botellones, que se produzcan en otras tan céntricas, con tanto volumen de irresponsables y durante tanto tiempo y que posteriormente el parte de denuncias sólo recoja 10.

Los botellones, por ordenanza municipal, están terminantemente prohibidos, además dañan el ocio nocturno, y ante la situación que se viene padeciendo con la pandemia habría todavía que extremar más la vigilancia para evitarlos.

La Ciudad debe tomar cartas en el asunto, reforzar la vigilancia, endurecer las sanciones y actuar con firmeza para erradicar de una vez por todas esta práctica, y un primer paso para lograrlo quizás debería no poner sólo 10 multas, sino cien de una atacada y que la multa se convierta en la copa más cara de la historia.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio
Ceuta, Domingo 24 de Octubre del 2021

Publicidad