El teletrabajo perjudica más a la salud de las mujeres, según un estudio
Laboral
Typography
0
0
0
s2sdefault

La sobreconectividad digital afecta especialmente a la salud de las mujeres que teletrabajan. Así lo recoge el último estudio del Observatorio de Liderazgo en la Empresa de la UPF Barcelona School of Management, dirigido por Sílvia Cóppulo, que cruza nuevos datos de la investigación "La desconexión digital, un derecho laboral imprescindible para la salud", poniendo ahora el foco en los resultados referidos a mujeres y, concretamente, a las que teletrabajan.

Tres de cada cuatro mujeres (71,4%) manifiesta sentir estrés y el 60,7% asegura sufrir fatiga digital a raíz de la actual aplicación del teletrabajo. Los hombres, por el contrario, aducen estrés en un 58,1% y fatiga en un 46,3%. "La muestra de la encuesta es paritaria, por lo que podemos concluir que conectividad digital, salud y teletrabajo están estrechamente relacionados con el género de las personas", reflexiona Cóppulo.

"En el ámbito emocional, mujeres y hombres tienen posicionamientos antagónicos respecto a la relación entre conectividad digital y soledad", apunta la directora del Observatorio de Liderazgo en la Empresa de la UPF-BSM. Una afirmación que sustenta teniendo en cuenta que las mujeres que trabajan mayoritariamente en remoto exponen que tantas horas de conexión digital las hacen sentir más solas. Los hombres apuntan justo lo contrario.

"Ellas tienen más claro que ellos que una mayor conectividad digital no supone más productividad", asegura Erola Palau Pinyana, investigadora del Dpto. de Operaciones, Tecnología y Ciencia, aunque advierte que esta sobreconexión resulta positiva para las mujeres para su carrera profesional. 

Tal como apuntan ambas coautoras de la investigación, es interesante observar como, mayoritariamente, son los hombres los que comandan los equipos y tienen responsabilidades superiores dentro de las organizaciones. "Ellas deben demostrar que su trabajo es de igual valor que el de los hombres y, por tanto, se ven empujadas a la sobreconexión digital", argumenta Palau, que concluye: "se exponen a elevados niveles de estrés y fatiga laborales que deben combinar con la lucha por la conciliación".

Sin embargo, como se había expresado en el anterior estudio, tanto mujeres como hombres atienden en un 95% a los mensajes de trabajo fuera del horario laboral. "El trabajo en remoto, asumido como una solución de urgencia a raíz de la pandemia, ha desdibujado los límites temporales y de espacio en relación con el trabajo", concreta Palau.

En este contexto, el estudio promueve varias recomendaciones para redirigir la situación como, por ejemplo, concienciar a la población y a las empresas de la necesidad de descansar y desconectar, promover políticas dirigidas a modificar los horarios laborales para garantizar la conciliación o establecer acuerdos entre empresa y trabajadores respecto a la disponibilidad digital, entre otros.

0
0
0
s2sdefault
Joomla SEF URLs by Artio