Opinión
Typography
0
0
0
s2smodern

Este modesto libro en papel reprografiado con DL Cr-332-2014 cuyo autor-editor es JMM, que fue una edición sin ánimo de lucro, sin venta, gratuita, copias mínimas, edición testimonial, es un intento de aunar filosofía y enseñanza y cómics. 

Como en todo lo humano hay diversidad de precedentes-precursores-pioneros, sin entrar en la etapa antigua Egipcia, o en la medieval europea, ni siquiera, diríamos, en la era de la imprenta, que estarían los primeros casos, en forma de “billetes” sueltos, o, incluso en forma de “narraciones feriales con un ciego narrando una historia dibujada”. 

Precursores modernos. 

En la etapa de la prensa moderna, aunque en cada artículo escrito por mí, voy mencionando distintos precursores, en éste, mencionaré otros, por ejemplo, la revista Le Caricature de 1830, también Le Charivari, periódico publicado entre 1832-1937 en Paris, la revista británica Punch de humor y sátira, desde 1841-1992. Recordar la revista titulada Fliegender Blätter entre 1845-1944 en Munich, etc. 

Los precursores modernos, serían de 1897 por Rudolph Dirks, titulada en su traducción como Maldades de dos polluelos o los Cebollitas. O, Krazy Kat creada por George Herriman, que como tira se publicó desde 1913-1944. También la autoría, estaría compartida por George McManus con el título de Bringing Up Father que se publicó el 12 de enero de 1913. 

Pienso, dicho con todo respeto y modestia, que aunque se hayan realizado suficientes historias del humor y del humor gráfico y de la historieta todavía queda mucho por hacer, es decir, es necesario mirar y remirar, en los archivos y bibliotecas y hemerotecas, porque puede que nos encontramos con más de una sorpresa. 

Periodos de la historieta. 

Me atrevería a indicar, como cinco grandes periodos de la narración gráfica, entendiéndolo en sentido muy amplio, dónde se mezclan, el arte y la información, en distintos soportes y técnicas. La primera etapa, la que podríamos denominar la historia antigua, que en este epígrafe entrarían algunas escenas de pinturas neológicas o rupestres, quizás también de periodos anteriores, segundo periodo, la de los imperios antiguos, el egipcio y el romano (la columna de Marco Aurelio), tercer periodo, el libro-códice-papiro medieval, tanto europeo o mesoamericano o asiático  o africano-etiópico antes de Colón. 

Cuarto periodo, diríamos el periodo que iría desde la invención de la imprenta a la publicación de revistas-periódicos-hojas sueltas masivas o de imprenta, es decir, del periodo desde el siglo dieciséis al diecisiete-dieciocho. Y, el quinto periodo, el sistema masivo, que empieza con la prensa de masas y termina hasta ahora, con los sistemas informáticos, es decir, el siglo diecinueve-veintiuno. 

Análisis y concepciones 

Aunque parece ser que el género, tanto de la viñeta o la historieta está pasando por una crisis o desierto, porque el actual recipiente-soporte, es decir, el periódico en papel y digital, está flaqueando en la inclusión de estas dos realidades culturales, quizás debido a recortar costes, debido también a la enorme competitividad que está surgiendo con otros medios y formas de comunicación, también es evidente, que ambos géneros artísticos y plásticos y literarios hay una enorme inflación en Internet. Quizás, como nunca, tantos cientos o miles de autores y autoras, en mayor o menor grado de interés y profesionalidad difunden sus actividades culturales, por los blogs, las redes sociales, el teléfono móvil, etc. 

Cuando una persona está en su trayectoria-pendiente-ascenso final de su existencia, aunque no sepa, si le queda una unidad de tiempo o cinco o diez o treinta, pero es conscientes, que ya ha pasado, probablemente tres cuartas partes de la edad media del tránsito-fallecimiento, entonces, uno, queriéndolo o no, con voluntad propia o por fuerzas que vienen del profundo del cerebro humano, se hace muchas preguntas del pasado, la mayoría no quisiera que le viniesen a la conciencia-consciencia, entre otras, por ejemplo, uno se mira al espejo y se pregunta, qué valor ha tenido en su existencia la creación, mejor o peor, de estos cientos de viñetas o de historietas, a lo largo del tiempo, en diversos tiempos y transcurrieres del existir. 

Pienso que si no quieren considerar el cómic y las viñetas como el noveno Arte, al menos, lo consideren, como una variedad, a igualdad de valor, cuándo claro, se realicen más obras, de la pintura y del dibujo y del arte plástico. Es decir, una variedad del Arte plástico. 

Quizás, si admitimos que vivimos en una Península Europea, en un extremo oeste de ella, en una ciudad pequeña, setenta mil habitantes, con recursos limitados, en una región, dicen, que entre las doscientas existentes de Europa, en el desarrollo económico, de las veinte últimas, y, por tanto, todo lo que eso supone-impone, pues con otras variables-fundamentos-principios, pues esta obra-libro, no ha tenido ningún eco, incluso con la limitación adrede de sus limitadas copias, etc. 

Conclusión 

Pero se ha intentado construir una obra que hibride y congenie y armonice, arte plástico de vanguardia con cómic-historieta, además de filosofía y literatura y cotidianeidad. En fin, ha sido un experimento atrevido. Ustedes dirán el valor. Cierto es, que si toda filosofía debe curar una herida, pienso que estas viñetas-historietas, intentan curar o al menos, eliminar algo del dolor humano. 

Pues aconsejaría a los museos existentes del cómic y del humor gráfico que existen en esta Península Ibérica, al menos, tengan una sección en sus Webs de cientos o de miles de nombres y autores, importantes o menos, que han dedicado meses o años a esta actividad. Pienso que es de justicia y de equidad. Paz y pan y bien. 

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio