Editorial
Typography
0
0
0
s2smodern

La Gran Sala del Tribunal Europeo de Derechos Humanos avaló este jueves las expulsiones de dos inmigrantes subsaharianos tras saltar la valla de Melilla en 2014, porque "se pusieron ellos mismos en una situación de ilegalidad", al acceder "a lugares no autorizados" y "recurriendo a la fuerza".

Esto viene a acallar a un sin fin de bocas, especialmente de las ONG’s y formaciones políticas como Podemos, además de dejarle claro de una vez por todas a los inmigrantes que pretenden entrar en territorio nacional de forma violenta e ilegal, que con las mismas serán devueltos, en caliente, en frio o en templado.

Menos mal que de una vez por todas se ha aclarado esta situación y se le tapa la boca a más de uno que siempre juegan con las miserias de estas personas que intentan buscar un futuro mejor, y los incitan a hacerlo de manera ilegal, bien saltando las vallas fronterizas existentes mostrando gran violencia o cruzando en ataúdes flotantes en busca de la costa española.

Ahora, con esta sentencia, España no debe dudar en poner nuevamente de patitas a Marruecos a todo aquel que llegue de forma ilegal a España violentando nuestras fronteras.

Tanto que querían las ONG’s llevar esta situación hasta el Tribunal Europeo de los Derechos Humanos, ahora, cuando la respuesta no es la esperada, ya están criticando la decisión y arremetiendo contra este tribunal, de vergüenza.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio