Opinión
Typography
0
0
0
s2smodern

Por el presente escrito, queremos mostrar nuestro total apoyo a los diputados de la Asamblea de Ceuta don José María Rodríguez y doña María del Carmen Vázquez en su iniciativa.

Aclaramos que los que respaldamos este escrito somos la práctica totalidad de la gestora que presentó VOX Ceuta hace apenas un año y medio, siete de diez, concretamente, siendo estos José María Rodríguez, Jesús Rojas, Mara Avendaño, Juan M. Aguiar, Antonio Soto, Carlos Alonso Hiecke, y Francisco Antúnez.

Queremos constar, a su vez, que la presidencia de VOX Ceuta jamás ha sido votada por los afiliados, sino que fue elegida a dedo y que, cuando la misma comisión gestora aprobada y nombrada por Madrid, quiso poner de manifiesto su descontento, mediante la moción de censura en la que todos, salvo uno de los miembros, se posicionó a favor de la destitución de don Juan Sergio Redondo, lejos de aceptar la voluntad manifestada o al menos la celebración de unos comicios internos, promovió la destitución fulminante de todos los que consideró “disidentes”, también se pidió la lista de afiliados para ejercer la moción de forma acorde a los estatutos, y también nos fue negada, quedando claro que la única acción democrática a la que se ha enfrentado don Juan Sergio Redondo en VOX ha sido a una moción de censura con una amplia mayoría en su contra. Consecutivamente, favoreció la condena al ostracismo en el partido a todo aquel que siquiera cruzara palabras con miembros de su lista negra u otros descontentos con su gestión. Sobra decir que el descontento por la gestión de cualquier partido político, es un derecho legítimo que de ninguna manera debe ser penalizado, ya que constituye el primer atentado a la democracia que se presupone que queremos defender.

Los aquí presentes hemos respaldado y defendido el ideario de VOX, que, en su aplicación en Ceuta al menos ha resultado ser una cortina de humo que pretendía esconder un ideario más retorcido, anacrónico y demostradamente autodestructivo. Añadimos de forma clara y categórica nuestro rechazo a la conceptos como la inmigración ilegal, nuestro derecho a la protección eficaz y real de nuestras fronteras pero diferenciamos entre la práctica religiosa particular y el acto ilícito de asaltar una frontera, que nada tienen que ver el uno con el otro, y somos plenamente conscientes de que los españoles que han elegido profesar la religión musulmana, judía, hinduista o cualesquiera que decidan profesar, lo hacen bajo el respaldo y amparo de la constitución, en su privacidad, y cuyos derechos y libertades se encuentran recogidos en el símbolo de la bandera de nuestra patria.

La gestión del partido ha tenido una opacidad y dirección mesiánica que ha llegado al grado de surrealista, con una ausencia total, no ya de democracia interna, sino de conocimiento interno, enterándose los propios miembros de la gestora de las acciones del partido mediante la prensa. Jamás vimos o tuvimos acceso a los libros de cuentas, cosa que de hecho se intentó, manteniendo a este respecto un hermetismo extraoirdinario, y hecho que nos pareció especialmente grave. Jamás hubieron actas de reunión, y jamás se tuvo conocimiento de decisión o nombramiento alguno de forma previa. Los nombramientos, de cualquier tipo (tanto listas, como cargos en el ayuntamiento, como candidatos), o propuestas de cualquier tipo, fueron elegidos a dedo o por propio deseo por el presidente Don Juan Sergio Redondo, enterándose todo el resto de miembros del partido, ostentaran el cargo que ostentaran (incluyendo la propia comisión gestora del partido) mediante la prensa local.

Los propios diputados, ahora no adscritos, eran ninguneados constantemente, eliminados de las propias fotos que publicaba el partido en sus redes, como pueden comprobar, al más puro estilo de la censura del Goskomizdat de Stalin, y se les impedía cualquier participación en los plenos, como podéis constatar ustedes mismos. Tan solo se les informaba horas antes de “lo que debían votar”. Se les negaba cualquier tipo de acceso a cualquier tipo de información, incumpliéndose de facto el propio reglamento de la asamblea. Una práctica que ha sido germen y detonante de los presentes acontecimientos. Cabe destacar que desde octubre se estuvo en contacto permanente con VOX España para mantenerles al tanto de la situación, siendo ninguneados constantemente, hasta que finalmente el responsable de Ceuta decidió hacer una visita express para luego desentenderse del tema, lo cual aceleró un conflicto que los descontentos siempre quisimos evitar. Esa actitud convierte a VOX España en cómplice de lo ocurrido.

Vox exmiembros gestora

Este descontento ha ido en aumento al ver que todo el ideario de VOX, todo lo que los afiliados defendimos en campaña y todo por lo que trabajamos, se ha diluido para converger en una sola medida. Solucionar problemas económicos personales. Nosotros no vinimos a eso. Es muy fácil lanzar el órdago de que “los disidentes no han visto satisfechas sus aspiraciones”, para que se les vea como traidores que han dado de lado al partido, pero si analizamos aspiraciones, podemos ver que quienes pensábamos que lucharíamos contra chiringuitos, hemos luchado para construir un chiringuito familiar, convirtiendo el partido en una casa de contratación para amigos, allegados y familiares mientras se cataloga a una asociación que recibe una irrisoria subvención de 12 mil euros anuales como “chiringuito”. Menos de lo que alguno va a terminar llevándose de más con la aprobación de estos presupuestos.

Entendemos, pues, que los diputados Don José María Ruíz y Doña Maris del Carmen Vázquez no han tenido otra alternativa, y que es la presidencia de don Juan Sergio Redondo la que ha secuestrado el partido para su propio beneficio. El otro día hablaban de la “purga socialista” en los presupuestos, pero la purga ideológica que ahora trasladan a los socialistas, en nuestra opinión, la empezaron antes en el propio VOX, y sabemos que con este comunicado, van a llovernos las llamadas de decenas y decenas de afiliados diciendo “no sabía nada de esto, pero estoy con vosotros, yo también estoy descontento con la gestión de VOX Ceuta”, y esperamos que en VOX España se den cuenta al fin de cuáles son las razones de que VOX sume más de once mil votos cuando hay que votar a Abascal, y prácticamente al mismo tiempo sume casi cinco mil votos menos en la misma ciudad cuando toca votar al don Juan Sergio Redondo. No, señores. No hay dos tránsfugas en VOX Ceuta. Hay cuatro. Aprovechamos para hacer un llamamiento a la paz y a la calma generalizada en la ciudad, y que los presentes acontecimientos sirvan para demostrar que la capacidad de convivir y el civismo de los ceutíes están muy por encima de este tipo de hechos.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio