¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto

Contacto

Contactos:

"La Verdad de Ceuta" es un diario digital independiente, objetivo, plural y abierto para que el pueblo de Ceuta pueda expresar libremente lo que desee.

Fundado el 7 de Junio de  2.011

Dirección postal:

Balcón de La Dorada, 33
Poblado Marinero
51001 Ceuta (España)

Teléfonos:

Telf: (+34) 956 525607
Fax: (+34) 956 513221

Horario: De 09,30 a 13,30 y de 16,30 a 20,30 horas

Información:

Identidad

LA VERDAD DE CEUTA es un diario digital español, sobre todo de ámbito local, que nace el día 07 de junio de 2.011.
Es un medio independiente, objetivo, plural y abierto. Que no pertenece a ningún grupo político o mediático y que se fundamenta en la pluralidad de ideas y opiniones, y en la apertura a la participación ciudadana.

Compromiso

LA VERDAD DE CEUTA cree firmemente en la libertad de expresión y en el derecho a la información como principios fundamentales de la democracia.

Contactos electrónicos:

direccion@laverdaddeceuta.com

Notas de prensa.

Las cartas al director deben estar firmadas con nombre, apellidos y D.N.I., disponer de una redacción y ortografía correctas.

local@laverdaddeceuta.com

Utilice esta dirección para remitirnos sus comentarios sobre la actualidad política y social en la ciudad, en su barriada, etc.

deportes@laverdaddeceuta.com

publicidad@laverdaddeceuta.com

Para temas relacionados con el Departamento de Publicidad (insertar anuncios, etc.) de este diario digital, envíenos sus datos y el personal encargado del mismo se pondrá en contacto usted a la mayor brevedad posible.

Sistema de envíos para cartas al director, notas de prensa, actualidad local, deportes, publicidad, etc.

Para las cartas al director es necesario anotar el D.N.I.
 
 
POLÍTICA DE COOKIES:
 

Esta página web, al igual que la mayoría de páginas web, usa cookies para mejorar la experiencia del usuario. A continuación encontrará información sobre qué son las cookies, qué tipo de cookies utiliza este portal, cómo puede desactivar las cookies en su navegador y cómo desactivar específicamente la instalación de cookies de terceros. Si no encuentra la información específica que usted está buscando, por favor diríjase a direccion@laverdaddeceuta.com

¿Qué son las cookies?

Las cookies son pequeños archivos que algunas plataformas, como las páginas web, pueden instalar en su ordenador, smartphone, tableta o televisión conectada. Sus funciones pueden ser muy variadas: almacenar sus preferencias de navegación, recopilar información estadística, permitir ciertas funcionalidades técnicas, etcétera. En ocasiones, las cookies se utilizan para almacenar información básica sobre los hábitos de navegación del usuario o de su equipo, hasta el punto, según los casos, de poder reconocerlo.

¿Por qué son importantes?

Las cookies son útiles por varios motivos. Desde un punto de vista técnico, permiten que las páginas web funcionen de forma más ágil y adaptada a sus preferencias, como por ejemplo almacenar su idioma o la moneda de su país. Además, ayudan a los responsables de los sitios web a mejorar los servicios que ofrecen, gracias a la información estadística que recogen a través de ellas. Finalmente, sirven para hacer más eficiente la publicidad que le mostramos, gracias a la cual le podemos ofrecer servicios de forma gratuita.

¿Cómo utilizamos las cookies?

Navegar por este portal supone que se puedan instalar los siguientes tipos de cookies:

Cookies de mejora del rendimiento

Este tipo de cookies conserva sus preferencias para ciertas herramientas o servicios para que no tenga que reconfigurarlos cada vez que visita nuestro portal y, en algunos casos, pueden ser aportadas por terceros. Algunos ejemplos son: volumen de los reproductores audiovisuales, preferencias de ordenación de artículos o velocidades de reproducción de vídeo compatibles. En el caso de comercio electrónico, permiten mantener información sobre su cesta de la compra.

Cookies de análisis estadístico

Son aquellas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, permiten cuantificar el número de visitantes y analizar estadísticamente la utilización que hacen los usuarios de nuestros servicios. Gracias a ello podemos estudiar la navegación por nuestra página web, y mejorar así la oferta de productos o servicios que ofrecemos.

Cookies de geolocalización

Estas cookies son usadas por programas que intentan localizar geográficamente la situación del ordenador, smartphone, tableta o televisión conectada, para de manera totalmente anónima ofrecerle contenidos y servicios más adecuados.

Cookies de registro

Cuando usted se registra en nuestro portal, se generan cookies que le identifican como usuario registrado e indican cuándo usted se ha identificado en el portal.
Estas cookies son utilizadas para identificar su cuenta de usuario y sus servicios asociados. Estas cookies se mantienen mientras usted no abandone la cuenta, cierre el navegador o apague el dispositivo.
Estas cookies pueden ser utilizadas en combinación con datos analíticos para identificar de manera individual sus preferencias en nuestro portal.

Cookies publicitarias

Son aquéllas que, bien tratadas por nosotros o por terceros, permiten gestionar eficazmente los espacios publicitarios de nuestro sitio web, adecuando el contenido del anuncio al contenido del servicio solicitado o al uso que realice de nuestra página web. Gracias a ella podemos conocer sus hábitos de navegación en internet y mostrarle publicidad relacionada con su perfil de navegación.

Otras cookies de terceros

En algunas de nuestras páginas se pueden instalar cookies de terceros que permitan gestionar y mejorar los servicios que éstos ofrecen. Un ejemplo de este uso son los enlaces a las redes sociales que permiten compartir nuestros contenidos.

¿Cómo puedo configurar mis preferencias?

Puede permitir, bloquear o eliminar las cookies instaladas en su equipo mediante la configuración de las opciones de su navegador de internet. En el caso en que las bloquee, es posible que ciertos servicios que necesitan su uso no estén disponibles para usted.
A continuación le ofrecemos enlaces en los que encontrará información sobre cómo puede activar sus preferencias en los principales navegadores:

Google Chrome

Mozilla Firefox

Internet Explorer

Safari

Safari para IOS (iPhone, iPad)

Cookies Flash

Finalmente, puede usted dirigirse al portal Your Online Choices dónde además de encontrar información útil, podrá configurar, proveedor por proveedor, sus preferencias sobre las cookies publicitarias de terceros.

Si desea contactar con nosotros respecto nuestra política de cookies, puede hacerlo en direccion@laverdaddeceuta.com

Opinión
Typography
0
0
0
s2smodern

 0. Hay temas hoy, que no se pueden tocar, se habla mucho de la liberación y libertad sexual, pero si alguien plantea, que quizás algunas concepciones o prácticas sexuales no son correctas, no se permiten esa opinión. Aquí, en este artículo y en los que se construyan sobre este tema, no hablaremos de ninguna práctica sexual, pero si de la cuestión general o profunda, de lo que durante siglos se ha denominado lujuria, que sería el uso desordenado de la sexualidad, igual que la avaricia sería el uso desordenado de la necesidad de adquirir bienes de fortuna.

 De todas formas, este tema es tan complejo, que se escriba lo que se redacte, siempre estará mal, y más en la época que nos ha tocado vivir-existir. Sin negar que los errores conceptuales que pueda tener el escribano de este artículo sobre esta cuestión y sobre otras mil. Antiguamente, durante siglos se ha denominado siete pecados capitales (lujuria, avaricia, ira-cólera, envidia, vanidad-vanagloria-soberbia, acidia-pereza, gula), porque son errores morales que son cabeza de otros tantos. Hoy podríamos denominarlos siete errores morales graves.

  1. Sobre la lujuria. No estamos planteando perseguir a nadie por sus prácticas sexuales, siempre que estén dentro de la legalidad vigente, siempre que estén dentro del marco de la ética y moralidad, al menos mínima, y si es posible de una espiritualidad-religiosidad suficiente y racional y moral. Pero no cabe duda que una sexualidad incorrecta, a nivel teórico y práctico, trae al ser humano, en primer lugar, al actor primero, enormes problemas, y después, a otras personas, cercanas o menos cercanas. Además, que siempre la sexualidad, por lo general, existen no uno, sino varios actores o agentes de los hechos o actos.
  2. No estamos planteando volver a concepciones de hace diez siglos, pero si, retomar de la tradición de siglos lo bueno, y analizar, si muchas concepciones prácticas actuales, que ya estaban descubiertas en el pasado, son correctas. Pero incluso se pueden pensar que son incorrectas, pero la sociedad, por unos motivos y otros, cree que hay que permitirla. Nadie acepta que la prostitución sea correcta y buena y adecuada, pero todo el mundo acepta, que hay que tolerarla, por multitud de razones.
  3. Un ser humano que se autocontrola en la sexualidad, de forma correcta y adecuada, teniendo en cuenta su edad y su estado, no es lo mismo, sea célibe o sea casado o sea viuda o sea niño o sea anciano, controlará en muchos sentidos otras dimensiones de su realidad, de su lengua, de sus deseos, de sus miradas, de sus palabras. De alguna manera, no será un peligro potencial para otras personas, sean hombres o sean mujeres. Y esto le puede abrir muchas puertas, y no cerrarles, otras muchas.

  Al ser capaz de organizar de forma correcta su fuerza sexual, podrá dedicar ese tiempo, ese esfuerzo, ese espacio de fuerzas, ese dinero a otras actividades, que sean buenas y correctas, incluso para perfeccionarse en ese aspecto de la realidad y en otros… Mientras, estás viendo una película porno, que no te lleva a ningún sitio, puedes estar trabajando y produciendo algo, viendo un documental que te enseñe algo, dedicarte a tus hijos, leer una cosa correcta que aprendas algo, o incluso descansar una pequeña siesta…

  1. En una cultura-sociedad que casi todo está orientado hacia el disfrute-placer, especialmente la sensualidad y lo sensual, es muy difícil que unas personas y colectivos, no caigan en un placer desordenado y otras, caigan en otros.
  2. Todo error moral grave, es porque un acto-hábito está desorganizado-desestructurado-desequilibrado, tanto por exceso o por defecto, o según las circunstancias-situación-concreción de y en la realidad.
  3. Vivimos en una oleada-mar-época llena de materialismo-hedonismo-relativismo-escepticismo ético y moral, por lo cual, la mayoría de individuos y colectivos, defienden estos valores, aunque no lo sepan. Diríamos que los fundamentos-principios de todo son estos. Incluso en los que dicen no admitirlos. Y esta es la grave enfermedad de nuestra época y tiempo, al menos en Occidente y al menos en Europa y al menos en Hispania. Y esto crea enormes males-sufrimientos-penas-angustias, pero la inmensa mayoría de seres humanos, los padecen, pero no son conscientes de ello y de ellos. Y muchos, mucho tanto por ciento, tampoco quieren darse cuenta de ello, creen que la vida es eso, es decir, epicureísmo-hedonismo-materialismo-relativismo-escepticismo ético y moral. Cada uno en su modo o forma, cada uno en su combinación…

 Como esa es la filosofía-metafísica de fondo, después cada uno lo concretiza o cae, en un error-desvirtud-vicio-pasión no equilibrada o desenfrenada. En uno o en dos o en tres… Y eso lo va repitiendo durante toda su existencia-vivencia hasta que el cuerpo o la salud no aguante.

 Hoy, todo el mundo habla de salud física, salud estética, de salud de la boca, de salud de mil modos, pero pocos se plantean de la salud ética y moral, mínima. Menos aún de la salud espiritual o religiosa…

  Así unos caemos en uno o en varios errores o hábitos negativos, y otros en otros. Así en la época de más libertad y derechos y posibilidades en tantos sentidos, la mayoría de seres humanos, familias, entidades de todo tipo, viven y existen con una enorme cantidad de sufrimiento y angustia innecesaria… Pero esto hoy ni se puede decir, menos aún plantear, menos escribir, menos pensar, porque si lo haces te cierran todas las puertas de la cultura. Cada uno critica, a los otros, lo que su pensar o ideología percibe como malo o negativo, unos la avaricia, otros la lujuria, aquellos la pereza, pero no en los errores que cada uno, de nosotros caemos, o nuestras familias, o nuestras entidades ideológicas…

  1. La gran pregunta, es si conviene que los humanes, unos caigan en un error moral y ético, otros en otro, para de ese modo gestionar mejor sus vidas. Se dirigen desde dentro, creando errores morales desde fuera.

 ¿O dicho de otro modo, se le llena a los humanes de pasiones-deseos-pulsiones no controlados, no armonizados, para de ese modo, sean títeres en manos de unos y de otros?

  1. El que escribe esto, el que piensa esto, es decir, sobre los errores morales graves, sobre los llamados durante siglos pecados capitales, no es perfecto, pero al menos, el que describe esto, entiende que estos errores morales graves, son errores. No justifica lo negro porque él sea o tenga actuaciones grises…

 Este es el problema de ahora, nuestros defectos prácticos, los justificamos como aciertos conceptuales. Ni siquiera aceptamos los errores teóricos y conceptuales que tenemos, que además, después, pueden ser también prácticos o de actuaciones…

 Ciertamente uno se encuentra en esta lucha muy en soledad. Porque el estamento religioso y eclesiástico, lo expresan en sus sermones, pero diríamos no llegan a y en los medios de comunicación normales. Cosa que invito aquí, existen todavía miles de presbíteros, religiosos, religiosas. Podrían escribir y redactar artículos literarios, cuentos, poemas, relatos, y multitud de otros géneros, combinando su filosofía, su religiosidad y el arte concreto… Y así, de ese modo, podrían llegar sus obras a miles de personas… Uno de los errores del cristianismo occidental, es que ha dejado u olvidado el tren del gran arte plástico, de la gran literatura, de las demás artes. Y deben intentarlo volver a subirse en él. En la medida que puedan.

 El cristianismo tienen que combatir lo que denominan errores morales graves, con la gran literatura y el gran arte y la gran filosofía, como han hecho durante siglos. Y hoy, existen multitud de medios. Ellos tendrían páginas de sus parroquias, de sus institutos religiosos, etc.

  1. No soy un ignorante e ingenuo completo, sé que por escribir de estos temas morales, por muy cuidadoso que sea, por muy respetuoso que sea, muchas personas que puedan acercarse a estos textos y a otros, rechazarán estas frases-ideas-conceptos, y desde luego al escribidor-pensador-autor que puede estar detrás…

 Pero creo que todo escritor-pensador-filósofo, sea de primera categoría o sea décima, como parece ser que soy yo, tiene que tener un grado suficiente de libertad de observación y de pensamiento, e ir a buscar la verdad dónde crea que está, y no dónde a él o a ella le convengan, según sus vivencias-traumas-heridas-endoculturación-intereses. Por eso, hay pocos intelectuales de verdad en el mundo. La mayoría no ven lo que existe, sino lo que quieren ver. Ni yo tampoco, pero al menos, yo lo intento…

  1. Vivimos tiempos de una enorme libertad, y esto es una gran conquista humana y social. Pero también, vivimos tiempos de una enorme amoralidad-antimoralidad-inmoralidad. Y esto también hay que decirlo. Lamento escribirlo. Porque me gustaría que usted me quisiese un poco, y quizás con estas palabras, aún más me rechazará. Pero creo que el cirujano por mucho que le aprecie a usted, no puede decir, que no le pasa nada o es cosa menor, siendo quizás un cáncer de muy difícil solución. Sería engañarle a usted y a la sociedad. Otra cosa es que se equivoque. Me temo, que en un tiempo, de enorme libertad, incluso de una enorme moralidad correcta jurídica, a nivel personal e individual hemos caíd en una enorme inmoralidad. Unos, hemos caído en unos temas, otros en otros, pero entre todos hacen y hacemos la vida muy difícil, a uno mismo y a los cercanos y a los demás.

    No critico a nadie concreto, solo hablo en general, cada uno tome lo que quiera. Paz y pan y bien para todos y cada uno de los seres humanos.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio
Ceuta, Domingo 17 de Diciembre del 2017

Publicidad

casa sanchez

Centro Global 2