El PSOE pedirá que se sancione a los propietarios de las mascotas que no recojan los excrementos de la vía pública
Medio Ambiente
Typography
0
0
0
s2smodern

El Grupo Parlamentario Socialista propondrá al Gobierno local, en el próximo Pleno de la Asamblea, la implantación de la identificación por ADN de los perros de la Ciudad, elaborando un banco genético e incluyendo un artículo referente a esta cuestión tanto en la nueva Ordenanza de Limpieza Pública y Gestión de Residuos, así como en el Reglamento para la Tenencia, Protección y Bienestar de los animales domésticos.

Asimismo, los socialistas solicitarán la elaboración de un mapa de las zonas con mayor presencia de excrementos –con información recabada por vecinos, agentes y personal de limpieza- a fin de incrementar la intensidad de las labores de vigilancia, haciendo hincapié en zonas cercanas a colegios, guarderías y parques infantiles.

Por último, el GPS demandará al Ejecutivo de Vivas que, de forma paralela, ponga en marcha un plan de comunicación orientado a sensibilizar a la ciudadanía a través de los medios de comunicación y a informar de la medida.

Los socialistas exponen que “la presencia de excrementos de animales de compañía en la vía pública se ha convertido en un grave problema que afecta a cualquier punto de la ciudad por igual; no hay calle, plaza o barriada que se salve de esta auténtica lacra que padecemos. Independientemente del inconveniente visual se trata de un problema de salud pública como consecuencia de las heces parasitadas”.

“La limpieza de nuestras calles resulta insuficiente por mucho que se incremente la frecuencia de baldeo si los propietarios de mascotas no corrigen sus conductas incívicas”, consideran, aunque puntualizan que, “afortunadamente, la mayoría de los dueños de animales actúan adecuadamente recogiendo los excrementos pero existe una minoría de ciudadanos irresponsables que no colaboran, crean un grave perjuicio para la ciudadanía y dañan, con ello, la imagen de la ciudad y la salubridad”.

Por otra parte, el borrador de la nueva Ordenanza de Limpieza y Gestión de Residuos incorpora la obligación al propietario o portador de animales a “recoger, de forma inmediata, los excrementos que éstos depositen sobre la vía pública, debiendo igualmente, proceder a la limpieza de la zona que hubiesen ensuciado”, así como la correspondiente sanción, tipificada como grave, si se omite dicha obligatoriedad. Sin embargo, los socialistas aseveran que “no siempre ocurre así y, la mayoría de las veces, resulta difícil que en ese momento preciso algún agente de la autoridad se encuentre presente para poder sancionar al infractor”.

Por ello, conscientes de las múltiples quejas de la ciudadanía, el GPS pretende “que nuestra ciudad de un paso más dirigido a solventar una situación que, lejos de mejorar, se hace crónica, con la puesta en marcha de una medida que se está llevando con éxito en muchas ciudades españolas y se centra en analizar el ADN de los excrementos que se encuentren en la vía pública y poder sancionar a sus dueños”.

0
0
0
s2smodern
Joomla SEF URLs by Artio